Translate

viernes, 26 de octubre de 2012

El absurdo

Vivimos un momento irracional y absurdo. No nos damos cuenta de ello y no reaccionamos con la contundencia necesaria por la sencilla razón de que no somos conscientes de hasta qué punto esto es cierto; nadie es consciente de lo absurdo de esta situación en la que estamos.

Encastillados en nuestro estatus nos empeñamos en defenderlo con uñas y dientes como si abrir la mente supusiese permitir la entrada a las fuerzas que nos están atacando, como si el hecho de unirnos entre nosotros nos fuese a quitar fuerza y razón para conservar lo que aún nos queda y recuperar, mediante nuestra lucha unida, lo que nos están robando. Preferimos repetir como papagayos las mentiras de los telediarios y de las pseudo-tertulias cual muestra de nuestro conocimiento político y de nuestra preparación intelectual, como si el repetir las frases que escuchamos a periodistas sin vergüenza y políticos sin escrúpulos nos confiriese sabiduría. Cuando alguien nos invita a aportar datos -o nos aporta alguno que contradice lo que decimos- acostumbramos a montar en cólera, rebatir en mal tono -incluso a voces- y dar por zanjada así la discusión. Unos días le damos cera a los sindicatos, otros los paganos son los partidos políticos de izquierda, otros el turno de despelleje es para los funcionarios, los inmigrantes que enferman, los ancianos que tienen la mala idea de atiborrarse de medicinas, los obreros que se empeñan en mandar al colegio a sus hijos sin pagar los libros de texto, las mujeres que se empeñan en trabajar y en cobrar lo mismo que los hombres, los parados, que pretenden cobrar ayudas y subsidios; tenemos ya para todas las subdivisiones de las clases media y obrera.

Y estamos equivocados; profundamente equivocados. Se nos han olvidado demasiadas cosas desde 1993; es como si Aznar hubiese extendido una plaga en forma de amnesia colectiva que se manifiesta en la absoluta contaminación de la clase obrera por el bacilo "Insolidarius-fachans".Pensemos un momento en qué tenemos alrededor, o por encima:

Para ello, recordemos en principio en qué consistió el pacto más importante, el que llevó a poder redactar y aprobar la Constitución allá por 1978: El pacto social y democrático. Consistía en el acuerdo por el que los ricos podrían seguir siendo ricos mientras contribuyeran al estado social, mientras con parte de  sus beneficios ayudasen al sostenimiento y bienestar de la sociedad y, por ende, a las clases más débiles. Hoy en día los ricos no pagan impuestos, con lo que el Pacto Social y Democrático está roto de facto -y de forma unilateral- por los muy ricos. ¿Es esto relevante para la situación actual? Desde luego, es el meollo de la cuestión puesto que significa la implantación -cuasi definitiva- de algo tan negro como el Neoliberalismo. Esto no está sucediendo solo en España, es una implantación a nivel global. Pero ¿qué es el neoliberalismo? Robert W. McChesney lo define de la siguiente forma en la introducción del libro "El beneficio es lo que cuenta", de Noam Chomsky:

  • "El neoliberalismo es la política que define el paradigma de nuestro tiempo: se trata de las políticas y los procedimientos mediante los que se permite que un número relativamente pequeño de intereses privados controle todo lo posible la vida social con objeto de maximizar sus beneficios particulares. Asociado en un principio a Reagan y Thatcher, el neoliberalismo ha sido durante las dos últimas décadas la orientación global predominante, económica y política, que han adoptado los partidos de centro y buena parte de la izquierda tradicional, así como la derecha. Estos partidos y las políticas que realizan representan los intereses inmediatos de los inversores sumamente acaudalados y de menos de un millar de grandes corporaciones."


Actualmente son cinco las cabezas visibles de esos inversores: George Soros -que quebró el Banco de Inglaterra en 1992, ganado en la operación más de 1.000 M$- James Simons, John Paulson -que ganó más de 4.000 M$ con las hipotecas basura- Kennet Griffin y Philip Falcone -conocido como el azote de la Banca española. Vuelvo a colgar el enlace a "La sexta columna" y a su programa "Yo pago, tu pagas ¿quien se lo lleva?", imprescindible para comenzar a comprender lo que está ocurriendo.

http://www.lasexta.com/videos/sexta-columna/2012-enero-30-2012013000016.html

Se puede comprobar claramente que tanto Aznar -como más tarde Rodriguez Zapatero exhibe comunicaciones claramente cortoplacistas sobre el estado real de la economía española: "España va bien". Mientras los reguladores del Estado dan señales de alarma, ni el Sr. Caruana ni el Sr. Solbes hacen públicos los datos que motivan el sonido de los timbres. Y aquí es donde radica la diferencia:

La derecha ultraliberal, apoyada en estas actuaciones erróneas del Partido Socialista, lanza una y otra vez mensajes de que el PSOE y el PP son iguales -mensaje que ha calado hondo en la ciudadanía a través de foros y tertulias- y la especulación, la pérdida de derechos y el recorte de libertades es cada vez más profundo. ¿Qué persigue este mensaje? Pues es bastante claro: la fractura entre las clases medias y obreras con sus dirigentes y representantes; conforme esté más arraigado en la sociedad, no se considerará necesario participar en las Elecciones y la abstención -bien por cansancio bien por desencanto con el centro-izquierda- aumentará progresivamente. Es el "Divide y vencerás" de Julio Cesar. Todo este entramado maquiavélico se basa en dos acciones principales y primordiales:

  • El empobrecimiento de la clase media y obrera. 
  • La creación de un Sistema de formación de futuras generaciones que abunde en la incultura histórica y social, educando solo para el trabajo y no para la realización personal. El mensaje es perverso: Solo te sentirás realizado mientras realices perfectamente tu trabajo, que es donde entra el sistema de enseñanza del Opus Dei. 

El primer punto genera situaciones en las que -a través del paro masivo- las carencias son tales que llevan a aceptar cualquier trabajo en cualquier condición.

El segundo siembra el país de entes que serán incapaces de rebelarse al no tener posibilidad de comprensión hacia los problemas reales, al ser incapaces de realizar un análisis de su situación real y no poder identificar al enemigo más que como bienhechor que proporciona los necesarios medios de subsistencia. La ausencia de preparación humana lleva aparejada la dificultad de analizar, expresarse y unirse solidariamente.

Es el sueño del Totalitarismo, al que siempre aspiran los oligarcas, hecho realidad. A lo largo de la Historia no han cejado en ese empeño y, una vez más, en este cambio de época, están presentes intentándolo de nuevo. Hoy en día es mucho más difícil distinguirles sin una base sólida de conocimientos puesto que han abandonado las ideologías de dominación de masas y ya no obligan a marchar de cuatro en fondo. Han aparcado la imagen militar, escondiéndola en la formación de toda la clase obrera. Nos enfrentamos a sociólogos formidablemente preparados, maestros en el manejo de grandes estructuras de masas. Baste un ejemplo salido directamente de la factoría FAES (Fundacion para el Análisis y Estudios Sociológicos):

  • Un día Esperanza Aguirre dijo que los "liberados sindicales" eran unos vagos que cargaban su trabajo al resto de los compañeros mientras ellos se dedicaban al ocio y la diversión, viviendo del cuento. Calificó sus ingresos de "mamandurrias" y se quedó tan ancha, siendo este mensaje difundido con profusión por todas las televisiones, radios y presa afecta al régimen. 

Hoy duele comprobar lo hondo que ha calado este repugnante mensaje en gran parte de la sociedad española. Es una falsedad, pero: ¡Cuán estúpidos somos como masa! Cuánto daño somos capaces de hacernos a nosotros mismos, fragmentando nuestra unidad en cuanto un ser de estos chista un poco o estornuda. No hemos aprendido nada de la Historia, por más que sepamos lo que costó conquistar los derechos de los que hasta ahora disfrutábamos.

Tenemos un gobierno que solo camina hacia la satisfacción de los intereses de unos pocos pisoteando los intereses de muchos. Mientras el dinero continúa entrando a paladas en el país los derechos disminuyen de forma directamente proporcional. Estamos pagando la deuda de los bancos en derechos sociales, en protección, con cuotas de Sanidad, con cuotas en Educación para nuestros hijos. Y continuamos insultando a los sindicatos y reclamando, como papagayos, la dimisión de este o aquel a pesar de no haber estado afiliados en nuestra vida a un partido o a un Sindicato; como si el hecho de ser españoles y estar cabreados nos diese derecho a hacerlo aunque no hayamos participado en esto más allá de meter nuestra raquítica papeleta en una urna cada cuatro años. Eso si no te encuentras con algún vociferante que presume de no haber votado en su vida, que es ya el paradigma de la estupidez humana...

A día de hoy, en España, vivimos el absurdo de que la responsabilidad del Defensor del Pueblo la detente la Exma. Sra. Marquesa consorte de Salvatierra, Dña. Soledad Becerril. La paradoja es que haya una Marquesa defendiendo al pueblo, a la plebe que durante tantos siglos de fascismo y dominación ha pisoteado la Nobleza española, Señores de vidas y haciendas desde el principio de los tiempos. Y nos pensamos que han cambiado algo, pero no; continúan siendo iguales a sus ancestros, con las mismas prerrogativas y la misma conciencia social que aquellos. Una Marquesa es lo que bien define Mario Camus en su "Los santos inocentes". Pero eso parecemos haberlo olvidado nosotros...


¿Realmente queremos volver a esto que denunciaba Camus? ¿No somos capaces de ver claro lo que ocurre? El "Que se jodan" que lanzó en el Congreso Andrea Fabra es una frase aprendida en comidas de domingo como esta del fragmento. Es fácil escucharla y es de las más suaves que sueltan; las hay mucho peores. No, PP y PSOE no son lo mismo; es absurdo pensar esto de la misma forma en la que es absurdo pensar que los Sindicatos son nuestros enemigos; los sindicatos son nuestros, dejemos de agredirles e intentar derribarles. Reflexión, por favor...

Que así nos va.



Noam Chomsky.- "El beneficio es lo que cuenta"
http://www.solidaridad.net/articulo639_enesp.htm


miércoles, 17 de octubre de 2012

Bestiapardismo...

Era claro que "tanto va el cántaro a la fuente que, al final, se rompe". Cuestión de tiempo, y de relajación, que se les comenzasen a escapar los pensamientos más ocultos de cuatro en cuatro. La última perla nos la ha regalado el ministro Wert: Quiere españolizar a los estudiantes catalanes. Las redes han hervido de forma automática ante tamaña burrada, más propia del siglo XII que del XXI. Con esto se comienza a completar el círculo de acciones encaminadas a implantar el adoctrinamiento nacional-católico ultrafascista de este gobierno en la enseñanza. No hay nada extraño en esto; lo más extraño es la tibia reacción de la "leal oposición" ante este atropello. Bueno, ha servido, por lo menos, para que el Sr. Madina reconozca, por fin, que "dan miedo". Examinemos este último punto:

Irónicamente, diríamos que el Señor Madina se acaba de caer de un Guindos, aunque nos constate la parsimonia con la que el PSOE se toma las labores de Oposición amparándose en la responsabilidad de no encender las calles; lo cual no deja de ser chusco puesto que las calles están ardiendo ya y los próceres de la izquierda continúan asomándose a la ventana del palacio de la Carrera de San Jerónimo para encender los puros mientras miran hacia Neptuno, sin reparar en el peligro que afrontan; una llamarada les puede chamuscar las pestañas en cualquier momento.

Hemos asistido, a lo largo de los últimos años, a una polarización artificial de la sociedad en función de distintos "ismos" que hacen más mella en las vísceras que en la mente. Desde que el 5º Poder lanzó esta ofensiva tan brutal contra los Derechos sociales, imperando Bush padre desde allá, las Américas del Norte, no hemos hecho otra cosa que intentar dividirnos enfrentándonos entre nosotros en facciones que defienden postulados e intereses que nada tienen que ver con nosotros y con los Principios básicos de solidaridad que siempre nos guiaron a los trabajadores desde que comenzó la lucha.

Desde que en el s. XIX comezaron las luchas reivindicativas de las Clases trabajadoras no hemos conocido una ofensiva igual, parece que el 5º Poder ha dado con la clave para desunirnos y nosotros, reos de estupidez y egoísmo, hayamos caído en la trampa. Lejos queda ya la conciencia de Tercer Estado que propició la Revolución francesa; la Burguesía, mediante su inclusión en los círculos legislativos de los distintos Parlamentos, ha aprendido pronto a manejar los Medios de Comunicación, el 4º Poder, para conseguir que sea ese pueblo llano, o plebe, el que refrende las imposiciones que les llegan desde el Poder Supremo mediante la ilusión de las Elecciones libres y del tan devaluado concepto de Democracia. Llanamente, hemos pasado desde Despotismo Ilustrado -todo para el pueblo, pero sin el pueblo- hasta el Feudalismo Ilustrado -que parezca que es el pueblo el que decide aunque seamos nosotros los que marquemos la ruta- por la sencilla razón de que nuestros presuntos avances sociales no han sido consolidados jamás en la historia y el Capital es hoy en día más fuerte que nunca.
Se diría que encontraron en los libros y discursos de Marx, de Engels, la inspiración necesaria, no para arrimar el ascua a su sardina, para conseguir quedarse con todas sardinas y la totalidad de las ascuas. En el s. XX dieron la vuelta de tuerca necesaria para la refundación, que consiste en que además sea la Burquesía la representante legítima del Tercer Estado y legisle de forma que esas riquezas les sean entregadas sin límite alguno en base a leyes que parecen enunciadas por el pueblo, incluso aceptadas, de mejor o peor grado, por este. A ello le llamamos Estado; Hegel resumía su razón de ser de la siguiente manera:

  • "El Estado no existe para los fines de los ciudadanos. Podría decirse que el Estado es el fin y los ciudadanos sus instrumentos"
  • "El pueblo es aquella parte del Estado que no sabe lo que quiere"

Si echamos un simple vistazo a lo que está ocurriendo, comprobaremos la verdad que contienen estas afirmaciones y lo creativamente que el Capitalismo, el 5º Poder, las está aplicando a rajatabla.

Todas las imágenes que tenemos actualmente del resto de los países están distorsionadas por el filtro poderoso del 4º Poder -la prensa- que muestra siempre la cara de la realidad que más interesa al Poder supremo, que es el que le concede sus prebendas. De esta forma, África es un continente violento en el que el Hambre tiene su origen en las constantes guerras tribales que allí se mantienen y los españoles somos para la Europa del Norte una panda de irresponsables que hemos vivido por encima de nuestras posibilidades, gastando a diestro y siniestro un dinero que no teníamos y produciendo muy poco, mientras Alemania es, para nosotros, un país donde prácticamente no existe el desempleo porque han sido mucho más prudentes que los sureños, han reformado su mercado laboral y su productividad es muchísimo más alta que la nuestra. Y nada de esto es verdad, ni absoluta ni relativamente: es una inmensa mentira, necesaria, eso sí, para que el 5º Poder pueda justificar el cercenado de derechos humanos que estamos padeciendo, haciendo aparecer ante la Opinión pública como medidas de ajuste necesarias lo que únicamente son "crímenes de lesa humanidad" en contra de la Carta de Declaración de los Derechos Humanos.

Examinemos el mejor indicador de esto: El diferencial Riqueza-Pobreza es cada vez mayor; mes a mes aumenta la brecha a un ritmo espeluznante y lo hace de forma inversamente proporcional: cuanto mayor es el empobrecimiento del Tercer Estado más crecen las grandes fortunas. De esta forma, uno de los grandes bancos españoles declaró a principios de año unos beneficios de 5.000 millones de €uros, en medio de esta "crisis financiera"; mientras las SICAV continúan cotizando al 1%, se sube el IRPF, el IVA, las Tasas municipales, el Transporte público, las Tasas escolares y Universitarias, las de Formación Profesional, se quita dinero a Protección Social, se desvían fondos, que salen de las rentas del trabajo de ese Tercer Estado que somos los trabajadores, a la Enseñanza Privada y Religiosa y, por fin, de esa misma fuente, nuestros bolsillos, sacan el dinero necesario para reparar el daño que ellos mismos han causado, mediante el latrocinio calculado, a las arcas populares que eran las Cajas de ahorros.

Merced a nuestro atraso secular, los que ahora gobiernan han podido instalarse cómodamente en sus poltronas e instaurar de nuevo el "ismo" en el que son expertos. Unos y otros, burgueses con tratamiento de Señoría a fin de cuentas, discuten en despachos y tribunas intentando parecer legítimos defensores de lo público a través de sus hueros discursos, pomposos y altisonantes ante los medios y chistosos en las tertulias, mientras se cargan los derechos conseguidos tras largos años de lucha. Es el Imperio del "bestiapardismo". Sentados ante el televisor, contemplamos impertérritos como nuestros derechos van desapareciendo uno tras otro mientras esperamos que comience el partido. De esta forma, las manifestaciones son contra los Recortes, principalmente los Económicos. Pero no nos damos cuenta de cosas que son obvias. El ministro Fernández Díaz, por ejemplo, dijo el otro día, en la entrega del DNIe 30 millones a Del Bosque que "tanto él como la selección española de fútbol es la mejor embajada que tiene nuestro país en el mundo". Se ¿olvidó? el ministro de los miles de titulados universitarios, con una preparación que les hace ser hipercotizados en Europa, que están empezando a desarrollar sus proyectos fuera de nuestras fronteras. Esos son los verdaderos embajadores de la Marca España y no un grupo de 22 niños pijos, algunos ni saben hablar bien, que se dedican a darle patadas a un balón; eso sí, lo hacen con la maestría que dan los años de práctica, pero no hacen evolucionar más que a los bárbaros de los hooligans, que cada día son más bestias...

En medio de esta ola de "bestiapardismo" propiciada por el sopor social logrado por los golpes brutales que estamos recibiendo sin parar, 300 desahucios diarios en España, 2 millones de personas sin comida, 5,6 millones de parados, este gobierno nombra "Defensora del Pueblo" a una marquesa. ¿Puede haber mayor ironía? Una marquesa es eso que mostraba Mario Camus en "Los santos inocentes" enseñando a su nieto cómo dar la limosna al servicio de la finca... Pues bien: la "Exma. Sra. Marquesa consorte Defensora del Pueblo, visto que el Auto judicial del Magistrado de la Audiencia Nacional Sr. Pedraz archivaba el procedimiento abierto contra los detenidos por la manifestación del 25-S al no encontrar delito alguno y que, en el mismo, criticaba y desautorizaba las actuaciones del Ministerio del Interior, la Delegación del Gobierno y la UIP, ha decidido que debe actuar contra el Juez porque considera que este ha cometido un delito al calificar de decadente a la actual "Clase política" en lugar de iniciar las oportunas investigaciones sobre las actuaciones del citado Ministerio y los responsables de las Operaciones, tal y como tiene facultado por su cargo, a fin de determinar, ante tantas evidencias, si efectivamente existieron abusos contra El Pueblo por parte de la Autoridad Gubernativa. Este es su cometido real. Pero es marquesa consorte y lo del pueblo le queda lejano; un lugar al que va de vez en cuando en las temporadas que pasa en la finca...

Tenemos de nuevo citas para mostrar nuestra repulsa a estas mal llamadas "políticas de austeridad", numerosos colectivos están convocando manifestaciones y paros. Debemos secundarlos. Incluso los sindicatos están enfrente de todo esto. Han conseguido la unidad sindical en Europa y el próximo día 14 de Noviembre ya se ha convocado una Jornada General de Lucha en toda la Unión Europea, que coincidirá con la huelga general en España. Esto es muy importante. Por primera vez vamos a comprobar si los trabajadores europeos somos capaces de unirnos contra esta barbarie, si los alemanes que cobran 300 € al mes por un trabajo de mierda de 15 horas semanales son capaces de unirse al sentir general y podemos parar los pies a los oligarcas malnacidos que se están enriqueciendo a base de vaciar nuestros bolsillos, nuestras cuentas corrientes y nuestra Dignidad como personas. Debemos unirnos a ellos, participar en las manifestaciones para que sean masivas. No vale de nada acudir a Neptuno el próximo Martes 23_O si después nos quedamos en casa cuando otros, que también están en contra de todo esto, convocan. Hemos de hacer crecer nuestro número como la espuma del mar y no diluirnos como ella; para ello, acudamos a todas las manifestaciones y expliquemos aquello que vemos y por lo que luchamos a los que tengamos cerca; escuchemos en directo lo que tienen ellos que decir, no dejemos que nos lo cuenten Esperanza Aguirre o la Cospedal. Nunca lo hicimos de esta manera...

Y así nos va.



lunes, 1 de octubre de 2012

29-S

Habíamos estado en Neptuno hasta las diez y media de la noche. Cuando abandonamos la plaza, todo estaba en calma. Aún quedaba gente; el bulle bulle de la multitud nos llegaba amortiguado por la distancia salpicado por los silbidos al helicóptero que sobrevolaba la zona de vez en cuando. La cafetería del Hotel Museo del Prado, en la misma plaza, permanecía abierta igual que, desde su terraza, en la tarde los turistas merendaban tranquilos sacando alguna que otra foto cuando arreciaban las consignas. En el Paseo del Prado, junto a la cafetería del Sr. Casillas, una pareja con una niña de unos cuatro años miraban un montoncito de cuentos frete al muro de 15 furgones. Por el lado del museo subía algún grupo de jóvenes con sudadera, capucha y ganas de montar gresca.

Decidimos picar algo y subimos por Lope de Vega hacia Huertas. Un vinito, una charla y unos boquerones más tarde buscamos la espuela. Al llegar a León un compañero nos detuvo. "Cuidado que vienen". Me asomé a León y desde Infante vi girar un furgón. Alguien me advirtió, un periodista, "cuidado con la cámara" las confiscan. Pasó el furgón rumbo a Atocha. Detrás, en grupo compacto, 8 figuras negras tras de sus escudos, avanzaban mirándonos amenazantes. Otro grupo de 4 vigilaba la retaguardia. Detrás de ellos 25 o 30 personas pedían la libertad de los detenidos. Minutos antes, habíamos recorrido una Huertas en total calma y era difícil suponer que a escasos 300 metros hubo una manifestación a la vista de la normalidad de las copas. Me dijeron que estaban asaltando los bares. ¿Los bares? Pero si es la peña de finde la que está en ellos; con su perfume, su gin-tonic, sus tacones...

Pensé en lo aberrante que resultaba contemplar el paso de aquellas botas de asalto sobre los versos de Lope, de Becquer, de León Felipe, la prosa de Cervantes, peinando el Barrio de las Letras calle a calle, entrando en los bares y aterrorizando y sacando a palos a gentes tranquilas. ¿Es que hemos vuelto al siglo XII? No patrullan las calles para que estén tranquilas y seguras frente al enemigo, invaden, ocupan el espacio pacífico. Destilan violencia y la derraman a su paso, tensando la paz de la noche y acallando las tertulias.

Desde las seis de la tarde hasta las diez y media de la noche, 60.000 personas -según BBC-  llenaron la Plaza de Neptuno. Había indignación, no violencia. Hasta esa hora se consiguió alejar a los provocadores de las vallas. A las once y media la gente paseaba tranquila por el Paseo del Prado con destino a Atocha delante de los cascos de los antidisturbios. Todo en paz.

Parece que a alguien se le inflan las narices en un momento determinado y ordena que acabe la tranquilidad. Por hache o por be, hay una consigna que dice que siempre tiene que haber detenidos. Los violentos son fácilmente reconocibles, sudaderas, encapuchados, zapatillas de deporte y mala catadura, pero detienen a un hombre de 72 años, a una mujer de 50, a... A gente normal, para que la gente normal tenga miedo.

Mientras escribo esto, desde la Clásica de RNE me están obsequiando con el bonito pasodoble de La Bandera: "Banderita tu eres roja", que cantaban los soldados en la guerra de África, como subraya el locutor. Y pienso en aquello que conozco sobre la represión, pienso en que se han cargado la Cultura, un recorte de un 60% en cuatro meses, que se han cargado el Bachillerato del Arte, que han subido el IVA del material escolar un 17%, que continúan desviando fondos de la Enseñanza pública a las escuelas del OPUS, incluso a los que segregan por sexos, que es algo anticonstitucional... Y anteanoche las botas pisoteaban el derecho a la paz, vengándose de un camarero que les hizo frente en la puerta de un café para que no entrasen y hubiese una masacre. Y recordé a Lorca:

Tienen, por eso no lloran,
de plomo las calaveras.
Con el alma de charol
vienen por la carretera.
Jorobados y nocturnos,
por donde animan ordenan
silencios de goma oscura
y miedos de fina arena.
Pasan, si quieren pasar,
y ocultan en la cabeza
una vaga astronomía
de pistolas inconcretas.

El artículo 104 de la Constitución española dice que:

"Las Fuerzas y Cuerpos de seguridad, bajo la dependencia del Gobierno, tendrán como misión proteger el libre ejercicio de los derechos y libertades y garantizar la seguridad ciudadana."

¿Cuando se darán cuenta que están siendo utilizados en contra de la Constitución que juraron defender? ¿Cuando se darán cuenta de la aberración que supone el recorrer las calles intentando aterrorizar a la población civil? ¿Cuando se dará realmente cuenta de ello? ¿Serán capaces de sentir el asco que siento cuando le contemplo tras sus escudos? Las armas listas contra un enemigo que pretende que se unan a pesar de los pesares... ¿Serán capaces alguna vez, como los alemanes, de no dejarse en el cuartel su condición de ser humano? ¿Habrá pensado alguno que esta condición es parte fundamental de su uniforme?

"Violencia legal"... Pero ¿desde cuando es legal la violencia? Según el María Moliner terrorista es aquel que comete actos violentos con fines políticos. Cuando se alteran mediante provocadores coordinados las concentraciones pacíficas de protesta ciudadana se está buscando crear las condiciones para emplear la violencia contra los concentrados. Esa violencia solo persigue infundir el terror entre los más débiles de ellos. Es pues este un acto terrorista en su más puro sentido; venga de donde venga. Terrorismo de Estado. Por eso quizá haya llegado la hora de plantearse reunir toda la documentación posible y presentar denuncia ante el Tribunal Penal Internacional. Quizá así alguien pueda hacerles empezar a pensar que el Ordenamiento Jurídico Constitucional no es un libro que adorne la estantería del Despacho oficial y que no se pueden estar inventando las leyes a su antojo. Han de consultarlo siempre antes de emprender cualquier acción, no buscando sus resquicios, que los tiene, si no la aplicación exhaustiva de su doctrina.

No estudian esto en las Academias de Policía. Sus mandos les enseñan a buscar las grietas... Y los socialistas no dicen ¡Basta ya de opresión!

Y así nos va.